Experto en represión podría ser presidente electo de Guatemala.

TELESUR – 8 sept. 2011 – El proceso electoral de Guatemala entra este jueves en la recta final con los cierre de campaña de los candidatos Otto Pérez Molina, quien lidera las encuestas, y el abogado Manuel Baldizón, segundo favorito. Ambos prometen impulsar los programas sociales, pero los dos representan un viraje a posturas más radicalmente de derecha.

En específico, Otto Pérez Molina, está acusado de participar en actos de represión durante la década de los años ’80. Pérez Molina hizo carrera militar en el grupo de elite Kaibil del Ejército, involucrado en la violación sistemática de derechos humanos.

El nombre del canduidato del “Partido Patriota” aparece en una copia fiel del plan de operaciones militares “Sofía, aplicación de campaña victoria 82”, fue entregada por la Secretaria de la Paz -Sepaz- al Ministerio Público -MP-, como prueba de innumerables violaciones de Derechos Humanos contra la población del Triangulo Ixil, entre junio y agosto de l982.

Es conocido como “Capitán Fosforito” porque en los años de la guerra sucia en Guatemala se especializaba en incendiar aldeas rurales para quebrar el lazo de la guerrilla con los campesinos.

Según la Comisión que documentó el Nunca Más guatemalteco –la guerra de baja intensidad diseñada por el Pentágono norteamericano en los setenta se cobró 200 mil muertos y 45 mil desaparecidos–, “Fosforito” fue voz de mando cuando las técnicas de contrainsurgencia de la CIA ordenaron ejecutar la política de “tierra arrasada” el departamento rural de Qui­ché. Es más, en opinión de la Comisión para el Esclarecimiento Histórico de la ONU –organismo ad hoc creado para esclarecer el terrorismo de Estado más sanguinario de la historia latinoamericana–, Otto Pérez Molina fue el autor intelectual del asesinato de dos importantes comandantes del movimiento insurgente Unidad Revolucionaria Nacional Guatemalteca y del Obispo Juan Gerardi, quien trabajaba en la mesa de diálogo nacional abierta entre el Estado y la guerrilla.

Durante el cierre de campaña del Partido Patriota (PP), en la Antigua Guatemala (centro), Pérez Molina prometió la creación del ministerio de desarrollo social, con el fin de integrar la denominada “red de protección social, compuesta por los programas de remesas condicionadas, escuelas y comedores solidarios.

De acuerdo con las encuestas publicadas este viernes, el derechista Otto Pérez Molina, cuanta con un apoyo de 46 por ciento. Mientras que los también derechistas Manuel Baldizón cuenta con un 21 por ciento y Eduardo Suger 15 por ciento.

El sondeo fue realizado por la firma Aragón y Asociados para el rotativo Nuestro Diario entre el 28 de agosto y el 5 de setiembre.

Asimismo, fueron encuestadas mil 800 personas en todo el país y tiene un nivel de confiabilidad de 95 por ciento, con un margen de error de 2,8 por ciento.

El próximo domingo 11 de septiembre, más de siete millones de guatemaltecos elegirán al sucesor del presidente, Álvaro Colom, el nuevo vicepresidente, 333 alcaldes, 158 diputados y 20 representantes al Parlamento Centroamericano.

El sucesor Colom asumirá el 14 de enero de 2012 para un periodo de cuatro años.

Anuncios