Morales promulga la histórica Ley de Pensiones concertada con los trabajadores.

La Paz, 10 dic (ABI).- Pese a que la tendencia del mundo desarrollado es aumentar la edad de jubilación de los trabajadores, Bolivia puso en marcha el viernes una revolucionaria Ley de Pensiones que permite EL acceso al sistema a trabajadores desde los 51 años.

Algunas naciones europeas, como Francia, aumentaron la edad de jubilación de sus trabajadores a 62 años, al tomar en cuenta la mayor esperanza de vida de sus poblaciones y la disminución de sus tasas de natalidad.

La Ley de Pensiones fue promulgada por el presidente Evo Morales en la sede de la Central Obrera Boliviana (COB), el máximo organismo de dirección laboral, en un hecho histórico e inédito en la historia del país.

La anterior norma exigía para la jubilación 65 años para los hombres y 60 para las mujeres. La nueva Ley establece la edad de 58 años para la jubilación, incorpora acápites especiales a la situación de la mujer que podría acceder en algunos casos a los 55 y a los mineros a los 56 y 51 años.

En el caso de la mujer, si tuvo tres hijos nacidos vivos podría descontar un año de jubilación por cada uno para ingresar al sistema de pensiones a los 55 años, mientras que los mineros podrán hacerlo a los 56 y a los 51 años, si es que cumplieron trabajos insalubres de interior mina.

La Ley fue construida en base al objetivo de solidaridad y alcance universal porque incorpora no solamente a los asalariados, sino a los cuentapropistas, entre ellos los gremiales, choferes del transporte público, campesinos, fabriles, constructores y otros.

Durante el acto de promulgación de la Ley, el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce, recalcó que la nueva Ley de Pensiones tiene como objetivos el acceso de todos a una pensión digna, garantizar su sostenibilidad en el tiempo, no afectar el déficit fiscal, ni provocar traumas en el proceso de transición.

Anotó que la Ley ha incorporado el aporte patronal del tres por ciento para las pensiones, más un 0,5 por ciento laboral con el fin de favorecer a los trabajadores con rentas bajas.

El Ministro resaltó que se espera que los primeros meses de vigencia de la nueva Ley, entre enero y marzo de 2011, unas 40.000 personas puedan acceder a la jubilación, lo que no se hizo en 14 años de vigencia del antiguo sistema viabilizado por los Gobiernos neoliberales que exaltaban el individualismo y no la solidaridad.

Los trabajadores podrán jubilarse ahora con pensiones en base a los salarios que percibieron los últimos dos años, lo que hará que perciban pensiones dignas para sobrevivir.

Arce indicó la norma rentas para los afectados por invalidez parcial de riesgo común. Las personas afectadas por invalidez podrán sumar esa renta a la de jubilación hasta los 65 años, en tanto que aquellos con una invalidez superior al 80 por ciento recibirán su pensión mensual y un salario mínimo adicional.

En la antigua Ley de Pensiones existía un trato discriminatorio entre el hombre y la mujer, lo que la actual norma subsanará con la fijación de pensiones similares para ambos.

Con el fin de evitar el incumplimiento patronal, la Ley incorpora medidas coercitivas de alcance judicial que garanticen el pago de los aportes de jubilación. En el pasado muchas empresas no hacían esos depósitos y, peor aún, los utilizaban con otros fines.

Aquellos funcionarios que trabajen en los organismos administrativos de Pensiones podrán sufrir penas de cárcel de 5 a 10 años si es que utilizan en forma dolosa los recursos.

El Sistema de Pensiones será administrado por una Gestora Pública de Seguridad Social de Largo Plazo y no por empresas privadas como las establecidas por la anterior Ley. Esa entidad manejará los aportes de aproximadamente 1,2 millones de trabajadores.

Acl       ABI

ABI. Copyright 1998-2010.

 

Nota del Flagelo: La nueva ley tiene la oposición de los maestros de La Paz.  Estos ya se han manifestado, libremente por cierto,  por las calles,  aduciendo que sólo se llega al 70% de la jubilación.  Pero la realidad es que las  AFPs ofrecían poco  más del 30% de jubilación.  Por tanto,  lo que  se ha conseguido ahora es un logro importantísimo.   El Ministro les replicó, además,  que  “requeríamos respuestas urgentes, decisiones concretas, porque hay más de 12 mil maestros que quieren la jubilación, han esperado mucho y no se les puede decir que esperaren cinco o diez años más para que las rentas lleguen al  100%”.

La próxima batalla será la Ley de Educación,  que en buena lógica, también deberá ser negociada con los sectores sociales y educativos.

Suerte al Gobierno de Bolivia.

Guanarteme

 

Anuncios

3 comentarios

  1. Establezco un reconocimiento pùblico al Prsidente Evo Morales y al movimiento obrero boliviano. La reivindicaciòn de los derechos laborales y sindicales forma parte de çla recuperaciòn de los derechos humanos que los pueblos latinoamericanos hemos sido vìctimas de los gobiernos neoliberales.

    Esa actitud deberìa tener el derechizado Presidente Rafael Correa en el Ecuador, puesto que acà se persigue a todos los dirigentes sociales indìgenas, estudiantiles, de maestros, campesinos y se los acusa de golpistas..

    Correa comenzò hace tres años con piè firme, luego se alejò de la tendencia de cambio democràtico y ahora està ya entregado a sectores oligàrquicos y sometido al imperialismo noçrteamericano y chino.

    Me gusta

  2. Pues es una pena el asunto de Correa, Victor, aquí le hemos apoyado mucho. De todos modos seguiremos pendientes de la actualidad de Ecuador. Gracias por tu comentario.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.