Una reflexión sobre el Euro.

Hoy traemos un artículo para reflexionar.  Publicado en los blogs de BBC por Alberto Souviron,  hoy mismo.

¿Se equivocaron con el euro?

Alberto Souviron | 2010-12-07, 15:19

Hace unos días conversaba con un muy buen amigo de Argentina sobre la crisis que viven hoy los países de la zona Euro.

Este amigo, en medio del análisis, simplemente dijo que no está demás pensar que el euro, al final de cuentas, está probando ser un fábula que ha quitado flexibilidad a los países que lo adoptaron y muchos de ellos hoy están desesperados por encontrar una salida que justamente la moneda europea no les permite.

¿Estamos hablando de un pecado de origen? Es decir, ¿fue un error de Europa adoptar una moneda única?

Mi amigo que vivió el colapso argentino de 2001 recordaba que su país justamente se derrumbó por tener pegada su moneda al dólar a través del sistema de convertibilidad, sin poder devaluar, sin crecimiento y altamente endeudado. Mi colega Marcelo Justo, relata muy bien esta situación cuando compara la crisis irlandesa y su impacto en la zona Euro con la crisis que vivió Argentina.

Lo cierto es que las tribulaciones del euro han estado entre las historias más leídas por ustedes, nuestros lectores, en las últimas semanas. Quién diría que una de las zonas más prósperas del planeta esté hoy viviendo una crisis tan dura y esté poniendo al borde del colapso uno de los experimentos que mayor pompa tuvo al inicio de esta década.

No olvidemos que durante diez años o más, el euro se convirtió en una referencia. De hecho, el experimento quería ser emulado en otras zonas del planeta (América Latina entre ellas) y más de uno veía a la moneda europea como el reemplazante del atribulado dólar. Hablar del euro era hablar de una historia de éxito.

Sin embargo, hoy Europa está en problemas y abandonar la moneda única, algo impensado hasta hace muy poco, es algo que se discute con fuerza, aunque esto también tiene sus consecuencias.

Y en las noticias están los gobiernos saliendo con una declaración tras otra, tratando de calmar a los mercados. Ese ente invisible que hace temblar a gobiernos desesperados por colocar sus bonos. Grecia e Irlanda ya han ido por el rescate, pero los mercados siguen desconfiando de Portugal y España e incluso Italia.

Cuando el mercado no te cree

No importa lo que los gobiernos digan para calmar las aguas, “si los mercados no te creen, estás sonado”, me decía mi amigo en nuestra conversación. Ya en 1998, el intelectual John Gray decía en su libro “False Down: The Delusions of Global Capitalism” que en el mundo globalizo de hoy nadie puede ignorar al mercado y eso dificulta muchas veces la autnomía de un gobierno. Si a eso se añade una moneda única en una zona con economías dispares, el caldo para la especulación y el pesimismo está a la orden del día.

¿Qué salida les queda a los países afectados? Son preguntas que surgen todos los días e incluso considerar la bancarrota y una restructuración es algo muy factible.

Algo similar ocurrió a la Argentina hace una década y el castigo fue sumamente duro para ese país. ¿Sufrirá Europa un castigo similar? ¿Se equivocaron con la moneda única en el viejo continente? ¿Qué piensan ustedes?

Si quieres comentar este artículo pulsa aquí y entra en la web del autor.

Anuncios